Jesús Vera anuncia procesos contra Luis Revilla por “autoatentado” contra los Pumakataris




Vía Brújula Digital .-

El dirigente de la Federación de Juntas Vecinales de La Paz, Jesús Vera, aseguró este martes que, una vez que el alcalde saliente de La Paz, Luis Revilla, deje sus funciones, le iniciará acciones legales por el presunto “autoatentado” de 66 buses PumaKataris, que fueron quemados en los conflictos de 2019.

“Con toda seguridad ha sido un autoatentado, porque ¿quién se ha beneficiado con la quema de los buses?, el alcalde ha recibido los 11 millones (del seguro). Una vez que deje sus funciones vamos a asumir las acciones correspondientes, porque se tiene que averiguar quién hizo este daño a la ciudad de La Paz”, sostuvo el dirigente en una entrevista la red Católica Tv.

Insistió que Revilla realizó el “autoatentado” contra los vehículos municipales porque estaba en proceso el supuesto “golpe de Estado” en el país.

“Ha sido un autoatentado y el alcalde de La Paz va a tener que rendir cuentas, porque la Fejuve-La Paz está pidiendo a la Contraloría que haga una auditoría técnica pericial”, aseveró Vera.

Agregó que el supuesto “autoatentado” se debió a que a que los 66 buses estaban en mal estado y que algunos de ellos no se usaba y que por esa razón se procedió a su quema.

“Nosotros tenemos pruebas de que esos buses estaban en mal estado, estaban en desuso y había una auditoría en curso y por eso sucedió este hecho lamentable”, dijo la autoridad vecinal.

Vera mencionó que todas las acusaciones en su contra se las realizaron sin tener pruebas y que lo persiguieron porque comulgaba con el Movimiento Al Socialismo.

Añadió que el Municipio paceño armó todo el proceso en su contra y le acusó de haber propiciado de manera intelectual la quema de los buses porque él habría denunciado loteamientos que estaba realizando la comuna de La Paz.

"La alcaldía de La Paz arma este proceso (quema de los Pumakataris) contra mí por denunciar el loteamiento en la curva de Holguín, en el bosquecillo de Pura Pura y la compra de repuestos del Pumakatari", sostuvo el dirigente vecinal.

El 10 de noviembre de 2019, tras la renuncia y salida del país de Evo Morales, varios grupos de personas quemaron 66 buses municipales en los patios de Chasquipampa y Achumani, lo cual provocó la indignación de los personeros municipales que acusaron a Jesús Vera (dirigente de la Fejuve afín al MAS) de haber incitado a cometer el ilícito.